MIÉRCOLES 14 de Noviembre
MIÉRCOLES 14 de Noviembre // GENERAL PICO, LA PAMPA
Seguinos en
Compartir
Tweet
  MIÉRCOLES 18/07/2018
Tailandia: los chicos rescatados de la cueva contaron cómo fue vivir 9 días a oscuras y sin comida
Este miércoles les dieron el alta del hospital y hablaron en conferencia de prensa. El encierro, los alimentos, la aparición de los buzos y la ansiedad del rescate.

El equipo de los Jabalíes Salvajes contó, con una imborrable sonrisa en los rostros, los detalles de la dura experiencia que les tocó vivir en el interior de la cueva tailandesa, donde durante nueve días no sabían si estaban siendo buscados o cuándo llegaría la ayuda desde el exterior.

 

El encierro

"Algunos niños aseguraban conocer otra salida, pero estaba muy lejos y había riesgo de perdernos. Decidimos esperar en la zona segura y alta hasta que alguien nos encontrara", señaló el entrenador Ekkapol Chantawong, quien fue el que más habló durante la conferencia.

"Intentamos cavar usando piedras para buscar una salida, pero no era suficiente. Pensamos que no podíamos esperar a las autoridades", añadió el director técnico.

 

El alimento

"Llenábamos el estómago con agua", relató uno de los futbolistas. La falta de comida era el principal problema.

"Bebimos el agua que caía de las rocas", explicó Pornchai Khamluan, de 15 años, recordando que no tenían nada para comer.

"Les pedí que recen. Traté de apoyar a los niños, pensar en soluciones y buscar agua limpia", recordó Chantawong.

 

La aparición de los buzos

"Fue como un milagro. La primera pizca de esperanza", dijo Adul Sam-On, de 14 años, sobre el momento en que dos buzos británicos los encontraron a varios kilómetros en el interior de la gruta.

"Cuando vimos al buceador, nos sorprendimos, porque no era tailandés", apuntó Adul. Algunos no sabían hablar inglés, y hubo cierta incertidumbre en medio de la alegría.

"Pasó en la tarde. Escuchamos a gente hablando. No sabíamos si era una alucinación. Nos callamos y nos dimos cuenta que era real", apuntó otro de los jóvenes sobre el momento más esperado.

 

La ansiedad

"Lo primero que les preguntamos a los submarinistas es cuánto tiempo teníamos que seguir en la cueva", dijo un adolescente mostrando la ansiedad de aquellos días.

"En el rescate no teníamos fuerza", admitió un joven del equipo. El operativo debió demorar unos días para que los muchachos se alimentaran y recuperaran energías antes de emprender el regreso a casa.

(Infobae.com)

Comentarios
 
ACLARACIÓN: No se publicarán insultos, agravios, ni cualquier otro texto con términos injuriosos.
Tampoco se publicarán comentarios con mayúscula fija.
No observar estas condiciones obligará a la eliminación automática de los mensajes.
 
Escriba su comentario



Diseño y diagramación: Ana Perelló